La edad de John Lennon


La madurez -entendida como plenitud- siempre me la marcado la cuarentena. Cuando tenía veite años, imaginarme en los cuarenta era algo muy, muy lejano; tanto en el espacio como en el tiempo. Había dos causas principales: una la barrera sicológica de la cuarta decena, y otra, más importante para mí, mitómano y beatlemaníaco empedernido, era que John Lennon tenía 40 años cuando fue asesinado. La primera de las causas es fácilmente comprensible para todos los veinteañeros: las felices y locas décadas de los veinte y treinta darían paso a la de los cuarenta, zona de tránsito hacia los cincuenta y sesenta…, con las consabidas decrepitudes físicas, morales e intelectuales. Era como una zona de no retorno. Un máximo en la curva de la vida. A partir de ahí, la cuesta abajo. Mucho se puede discutir sobre todo este pensamiento juvenil, pero hace veinte años creo recordar que pensaba -o debería de pensar- así. La segunda de las causas, la que siempre llamé la edad de John Lennon, era como una señal, un aviso del destino para jóvenes caminantes de que los años creativos e ingenuos, los desenfadados y despreocupados, de pronto,  y no por uno mismo, sino por causas externas totalmente inexplicables, desaparecen para siempre. Para el genio de Liverpool la causa exterior y definitiva fue su admirador-asesino, Mark David Chapman; para el resto de los mortales serían otros factores: el trabajo, la familia, las enfermedades o la propia muerte las que marcarían la frontera de la vida.

Con el paso de los años cumplía y sobrepasada las edades de mis grandes mitos -casi todos músicos, por otra parte-: la edad de Jimi Hendrix, de Cristo,  de Shubert, del amado por los dioses WA Mozart y de van Gogh. Pero siempre quedaba la última de las cifras, los cuarenta de John Lennon.

Cuando mi hermano, trece años mayor que yo, cumplió los cuarenta publiqué en La Nueva España un artículo titulado precisamente así, la edad de John Lennon. Hoy mi amigo y hermano me devolvió la pelota y me escribió en el mismo periódico otro felicitándome en tan señalado, al menos para nosotros, momento. El círculo siempre se cierra.

Hoy, día de mi cumpleaños, y como cada dos de octubre, cerraré los ojos, imaginaré un mundo mejor -como el autor de Help!-, soplaré las velas, comeré tarta y esperaré a que los sueños se vayan cumpliendo poco a poco.

Give peace a chance

MAAT

Anuncios

Acerca de dibujarconluz

Fotógrafo aficionado y aficionado a mil cosas.
Esta entrada fue publicada en artículo, general y etiquetada . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a La edad de John Lennon

  1. mpm dijo:

    Espero que todo lo que desees se haga realidad…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s